~Exoesqueleto~

…se que no seré yo quien proteja su cuerpo. La naturaleza siempre nos enseña sobre la transmutación.

El “cobito” es una especie ermitaña… busca siempre un exoesqueleto que le ayude a sobre~vivir de los depredadores y también que le ayude ir a su cueva tierra adentro.

Es curioso cómo buscan otro “caracol” que se ajuste a cada paso que darán… Los humanos tenemos mucho de esto, aunque no se nos vea el caparazón, y disimulemos que tan Fuerte o colorido sea el que encontramos…!